No es la Red Carpet pero nos importa más: GRAMMYS 2018

Se acerca la gran noche, esa en la que se juntan las celebrities de la música más importantes del momento y muchas veces nos fijamos únicamente en sus estilismos, pero, ¿te has parado a pensar cuál es el significado de las canciones que tanto adoras? A nosotras nos ha picado la curiosidad y hemos decidido analizar las cinco canciones nominadas dentro de la categoría de “Mejor canción” de la próxima edición de los Grammys (que se celebra el domingo 28 de enero) para saber a lo que nos enfrentamos.

GRAMMYS 2018: Nominadas y sus mensajes ‘ocultos’

“Despacito”, de Luis Fonsi

Hay que reconocer que el tema de Luis Fonsi y Daddy Yankee ha sido uno de los fenómenos musicales más importantes del pasado año; y es que aunque no te guste este estilo de música, una vez que la escuchabas ya no había escapatoria. Sin embargo, y a pesar de no poder evitar cierto movimiento de alguna parte de tu cuerpo cada vez que suena, ¿conoces el significado de esta canción?

“Firmo en las paredes de tu laberinto. Y hacer de tu cuerpo todo un manuscrito”; quizás sean las dos frases más comentadas de los 3 minutos 48 segundos que dura la canción; pero es que tan solo con estas quince palabras se puede ver qué es lo que esconde el hit del año. Un ritmo pegadizo, sí, pero una letra que, una vez más, presenta estereotipos de ligoteo. Con perlas tales como sabes que esa beba está buscando de mi bom bom” o “quiero ver cuanto amor a ti te cabe podemos ver claramente como estos dos artistas presentan con sus palabras al hombre como “cazador” y a la mujer como un objeto pasivo, como un trofeo, que no puede hacer nada por evitar ser la presa de estos hombretones.

Así que sí, por mucho que pueda doler, “Despacito” es una canción machista. No te preocupes si hasta ahora no te habías dado cuenta; por lo general, solemos aprendernos el estribillo -si, la parte del des-pa-cito- y tararear el resto, pero creemos que conocer el trasfondo de la que puede que sea la mejor canción del año era necesario.

 4:44″ de Jay Z

Bueno, bueno, la cosa se pone…interesante; al menos en cuanto a cotilleo se refiere pues, en caso de que no lo supieseis, esta canción del rapero estadounidense es la contestación al tema compuesto por su mujer, Beyoncé, “Lemonade”. ¿Contestación a qué? algunos os preguntaréis. Contestación a las acusaciones de infidelidad que la diva del pop expuso mundialmente en su último álbum. Hay quienes incluso especulan sobre que el título de la canción haga referencia al número del edificio en el que Solange -hermana de Queen B- le puso las manos encima al cantante en el ascensor, era el 444.

Lo cierto es que, analizando la letra de esta canción, pocas conjeturas sobre su significado se pueden hacer, ya que es el mismo Jay Z quién se encarga de dejarlo todo bastante claro: Look, I apologize, often womanize” “I wasn’t ready, so I apologize/ I’ve seen the innocence leave your eyes” “My heart breaks for the day I had to explain my mistakes”. (“Mira, me disculpo, a menudo soy mujeriego” “No estaba listo, así que me disculpo/ He visto la inocencia abandonar tus ojos” “Mi corazón se rompe por el día que tuve que explicar mis errores”).

Otra canción con significado oculto que igual tampoco conocías; quién mejor para airear sus trapos sucios que la pareja, sobre todo si se puede sacar partido a lo Gran Hermano musical.

Issues” de Julia Michaels

 ¿Qué decir del tema compuesto por la autora de éxitos como “Sorry”, de Justin Bieber, “Good for You”, de Selena Gomez, o “Love Myself”, de Hailee Steinfeld? Julia Michaels es una máquina en cuanto a composición se refiere; y como podemos comprobar en su primer trabajo en solitario, también canta que es un verdadero espectáculo.

Una canción delicada tanto en el plano musical como en la composición de su letra, que retrata un amor imperfecto pero real que invita a aceptar las imperfecciones de la persona que amas cuando sabes que es la persona adecuada. Because I got issues / But you got them too / So give them all to me / And I’ll give mine to you / Bask in the glory of all our problems/Because we got the kind of love / It takes to solve them / Yeah, I got issues / And one of them is how bad I need you.” (“Porque tengo problemas / Pero tu también los tienes/ Así que dámelos todos a mi/ Yo te daré todos los míos/ Disfruta de la gloria que nos dan nuestros problemas/ Porque tenemos el tipo de amor/ Que hacer falta para resolverlos/ Si, tengo problemas/ Y uno de ellos es cuanto te necesito”).

Pues eso, que no tenemos issue ninguno con esta canción: nos gusta lo que dice y cómo lo dice. Una de nuestras favoritas.

“1-800-273-8255” de Logic 

Aunque solo sea por la intención que tiene esta canción, ya nos gusta. Su título “1-800-273-8255“ se refiere a una línea telefónica dedicada a la prevención de suicidios en Estados Unidos. La canción, que cuenta con la colaboración de Alessia Cara y Khalid, plasma de manera explícita la situación en la que se encuentra una persona al borde del suicidio; todo ello bajo una producción “oscura” que ayuda a plasmar a la perfección una situación tan complicada como esta.

I never had a home / Ain’t nobody callin’ my phone / Where you been? Where you at? What’s on your mind? / They say every life precious but nobody care about mine” (Nunca tuve una casa / Nadie que llamase a mi teléfono/ ¿Dónde has estado? ¿Dónde estás? ¿Qué tienes en mente? / Dicen que toda vida tiene valor pero a nadie le importa la mía). Sin embargo, no es todo trágico: en el momento que Alessia Cara aparece interpretando el papel de la operadora de la línea de ayuda, la canción se ilumina y la historia comienza a cambiar. I don’t even wanna die anymore” (Ya no quiero morir) es la frase, junto al coro góspel, que termina con la montaña rusa de sensaciones por la que te hace viajar este tema. Otro tema que nos ha conquistado.

“That’s What I Like” de Bruno Mars

Y el buen rollo llega de la mano de Bruno Mars. Un tema pegadizo sin muchos artificios que invita a mover el esqueleto como solo Mars es capaz de hacerlo. ¿El problema? Pues que el presumir de lo guay que es se le ha ido un poco de las manos.

Bruno, nos caes bien, pero aquí te has venido demasiado arriba. I got a condo in Manhattan / Baby girl, what’s hatnin’ / You and your ass invited” “Said you got it if you want it / Take my wallet if you want it now” (“Tengo un apartamento en Manhattan / Nena ¿qué tal? / Tu y tu trasero estáis invitados” “He dicho que aquí lo tienes si tu quieres / coge mi cartera ahora si la quieres). Volvemos a lo mismo: Bruno se retrata a si mismo como un ligón con mucha pasta y la chica de la canción tiene “la suerte” de haber sido elegida por el vividor/foll**** Bruno Mars para acompañarle es sus lujosas aventuras. El plan, bien; la forma en la que se refiere a la chica… opinad vosotras.

Esperamos ansiosas a ver qué nos deparará la próxima gala de los premios Grammy de 2018 y qué se premiará en ella. ¡Que gane el MEJOR! 😉

Paula Zubieta

El Attelier Magazine

Redacción El Attelier

Magazine digital de moda, belleza, tendencias y lifestyle. El lugar en el que los Nuevos Talentos tienen prioridad. Más cool que ayer pero menos que mañana.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.